Una

Una mujer vive acompañada con seres que solo habitan en su mente; come, duerme y festeja sus logros con sus fantasmas.
Una mujer habla abiertamente de su sexualidad, goza del sexo con cada palabra y cria a un monstruo nacido de entre sus piernas.
Una mujer capaz de reclamarle con odio visceral a su hija muerta algunos errores del pasado.
Una mujer que con ideales religiosos profundos puede justificar las peores atrocidades del a historia de la humanidad.
Cuatro personajes que se entrelazan por una mirada tragicómica de las cosas. Hembras grotescas, miserables, hirientes, burlonas, paradas frente a la vida de manera dura. Sumamente identificables, bien definidas, que atraviesan distintas problemáticas de su contexto, directas, viscerales, sin vueltas.
Vanina Szlatyner construyó como dramaturga personajes ricos para jugar ella como actriz. Multifacética e histriónica pone cuerpo y alma en cada fémina, que hacen reír, emocionar y enojarnos, confesándose, mostrándose en su intimidad.
La puesta también es interesante y original. Unas cajas “frágiles” que ella misma despliega, corre, arma, desarma, y las habita, desde donde surgen estas mujeres intensas.
“La visita”, uno de los fragmentos de esta obra, fue seleccionada por los directores Mauricio Kartún y Daniel Veronese para “Teatro por la Identidad” 2014. El mismo texto fue seleccionado para ser editado por el Ministerio de Educación, junto a otros monólogos de autores argentinos.


Ficha técnica:
Actriz: Vanina Szlatyner.
Dramaturga: Vanina Szlatyner.
Dirección: Eduardo Bertoglio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario