Te voy a matar, mamá

Florcita (María Viau) está sola en su departamento. Acomoda los muebles de su living de acuerdo a las posiciones del Feng Shui para que la energía fluya de manera correcta. Mueve sillas, corre la mesa, sale, entra y recorre el espacio. Y mientras realiza ésto, espera a su madre para matarla.
Acusada de culpable de la muerte de su padre, esta hija, en un diálogo imaginario, le reprocha todo lo que ella hizo y lo que dejó de hacer. Buscando la razón en la sinrazón Flor intenta justificar su acto. Y proyecta, de distintas maneras, la forma de llevar adelante el asesinato.
El texto de Eduardo Rovner deambula entre los momentos de humor hilarante y la emotividad. Escenas bien recorridas por la talentosa María Viau, quien lograr hacer llegar esos sentimientos duales de la relación entre la mujer con su madre, donde todo sucede.
Herminia Jensezian dirige la obra con marcaciones precisas que su actriz hace carne en los vaivenes que le toca interpretar, donde nada está librado al azar.
“Te voy a matar, mamá” es el reflejo de lo simple, y a la vez complejo, que resultan las relaciones humanas. La risa y el drama, dos caras de la misma moneda, en una historia que es sobre la vida misma.  


Ficha técnica: 
Actriz: María Viau.
Guión: Eduardo Rovner.
Dirección: Herminia Jensezian.

No hay comentarios:

Publicar un comentario