La mujer que quería otra cosa

Susy (María Viau) es una peluquera de barrio. Heredó el oficio de su madre ya muerta. Y en ese lugar, atiende siempre a la misma insoportable clienta, la Sra. Magariños (Ana María Castel), que se la pasa maltratándola.
Pero el hogar de Susy tampoco es refugio de su trabajo. Allí debe lidiar con su hijo recién nacido, su marido desempleado (Emiliano Tressols) y una pesada suegra (Roxana Randon) que se instala en su hogar con la excusa de ayudarla.
La vida de esta mujer cambiará cuando un día como tantos aparece en la peluquería Gustavo (Lucas Merayo) y le hará darse cuenta que lo que ella quiere, realmente, es otra cosa…
Una obra con una clara mirada de género con una subtrama policial que sirve de pretexto para que su protagonista, precisa en su rol, de ese paso fundamental en su vida.
El debut autoral de Andrea Urman es tomado por el director Mariano Dossena, trabajando con un texto, que, como dice él, “por su estructura, trama y psicología de los personajes, se liga con el clásico ´Casa de muñecas´ de Ibsen, y abra temáticas fundamentales como la identidad, los vínculos filiales y el deseo”. 
Una puesta que remite a una estética ochentosa, con buenas interpretaciones, para escenas que se dividen en dos espacios, donde se entrecruzan el drama con la comedia, como la vida misma. 


Ficha técnica:
Actores: María Viau, Ana María Castel, Roxana Randon,  Lucas Merayo y Emiliano Tressols.
Guión: Andrea Urman.
Dirección: Mariano Dossena.

No hay comentarios:

Publicar un comentario